30 JUN 2021

OBLIGARÍAN A LAS OTT A FINANCIAR A LA TELEVISIÓN PÚBLICA ESPAÑOLA

Por disposición del gobierno español, a partir de 2022 las plataformas como Netflix, HBO, Amazon Prime, Disney+ Y YouTube deberían abonar el 1,5% de sus ingresos en el país para sostener a la televisión pública.

Compartir

Tras las modificaciones realizadas en el nuevo texto del Anteproyecto de Ley de Comunicación Audiovisual, el gobierno de España obligaría a las plataformas OTT pagas como HBO, Netflix, Amazon Prime Video, Disney+, así como a aquellas de intercambio de videos como Youtube a pagar el 1,5% de sus ingresos para financiar la radio televisión públicaLa medida eximiría del pago a las empresas de telecomunicaciones tradicionales que, vía aportación directa, destinaban entre 100 y 120 millones de euros a la financiación de RTVE.

De acuerdo con el borrador, esta excepción se concretaría siempre y cuando las telcos realicen despliegues de redes 5G. De esta manera, compañías como Telefónica, Vodafone y Orange dejarían de pagar la denominada "Tasa RTVE", aunque sí tendrán que seguir pagando un 1,5% si prestan servicios audiovisuales. Además, estas compañías pagan otra tasa por el uso del espectro radioeléctrico que también se destina a financiar la radiotelevisión pública y que se aumenta en 100 millones de euros.

Según fuentes de la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones e Infraestructuras Digitales, con esta obligación se pretende “establecer un terreno de juego equilibrado” e “igualar las reglas” para todos los prestadores presentes en el mercado audiovisual que compiten por la misma audiencia. En esta definición se incluye a la televisión lineal en abierto, la televisión lineal de pago, los prestadores de vídeo bajo demanda y las plataformas de intercambio de videos.

Por otra parte, desde el ejecutivo se ha especificado que estarán sujetos a cumplir con esta aportación económica los agentes que estén establecidos en España, así como los que estén en otro país de la Unión Europea, siempre que ofrezcan sus servicios en el país.

El nuevo anteproyecto de la Ley Audiovisual también flexibiliza las fuentes de ingresos propias de RTVE, permitiendo que comercialice ciertas formas de publicidad, como patrocinios o publicidad en sus canales internacionales y contenidos digitales. Se permitirá también la inserción de publicidad en los canales de RTVE en plataformas de intercambio de vídeos generados por usuario o funcionalidades digitales que permitan el acceso a sus contenidos con posterioridad a su emisión lineal.