8 NOV 2021

Vivo, Claro y Tim se adjudican la subasta para operar 5G en Brasil

Las filiales brasileñas de Grupo Telefónica, América Móvil y Telecom Italia se adjudicaron las principales concesiones para operar la telefonía 5G en todo Brasil.

Compartir

Las operadoras Vivo, Claro y Tim se adjudicaron las principales concesiones para operar la telefonía 5G en Brasil, en una subasta de los derechos sobre cuatro bandas de radiofrecuencia y que supuso uno de los mayores concursos del sector en el mundoDe las cuatro radiofrecuencias ofertadas (700 MHz, 2,3 GHz, 3,5 GHz y 26 GHz), la banda 3,5 GHz era la más codiciada, debido a que es la más utilizada a nivel mundial, por lo que la Agência Nacional de Telecomunicações (Anatel) la dividió en cuatro lotes nacionales de 80 MHh cada y ocho licencias regionales.

Claro, subsidiaria de la mexicana América Móvil y que cuenta con el 26 % del mercado brasileño de telefonía celular, se adjudicó el primer lote nacional al ofrecer por la licencia R$ 338 millones (unos USD 60,5 millones) y superar a las otras dos candidatas, Vivo y TIM, que optaron por no aumentar sus ofertas.

El segundo lote de operación nacional se lo adjudicó Vivo, la marca que utiliza en Brasil la subsidiaria del grupo español Telefónica y con el 33% de la cuota del mercado, con una oferta de $R  420 millones (USD 75,2 millones), mientras que la italiana TIM se quedó con el tercero tras presentar la única oferta válida, por $R 351 millones (USD 62,9 millones).

Las tres mayores operadoras brasileñas igualmente hicieron propuestas para el cuarto y último lote nacional, pero ninguna pudo participar porque ya habían vencido las disputas anteriores.

Por otra parte, vale destacar que el proveedor brasileño de servicios de internet Brisanet se adjudicó el lote C4 en la banda de cobertura regional de 3,5 GHz con una oferta de R$ 1.250 millones (USD 221 millones); en tanto que la banda nacional 4G de 700 MHz, que había quedado sin adjudicar en 2014, fue ganada por Winity Telecom, controlada por el grupo de inversión Patria, con una oferta de R$ 1.400 millones (USD 252 millones), cerca del 805% del precio de la convocatoria pública.

Con la concesión de las licencias, que se extenderán por un plazo de 20 años, Vivo, Claro y TIM se comprometen a llevar la tecnología 5G a todos los municipios con más de 30.000 habitantes, además de fibra óptica de alta capacidad para 530 ciudades hasta 2025.