17 MAR 2021

PUNTA SHOW 2021: EL FUTURO DE LAS TELECOMUNICACIONES EN AMÉRICA LATINA

En la primera jornada de PuntaShow Online tuvo lugar la mesa organizada por CERTAL en la que se abordó la transformación digital de América Latina, sus políticas de telecomunicaciones, marcos regulatorios y grandes desafíos a enfrentar.

Compartir

En la mañana de hoy, inició Punta Show Online 2021 y una de las mesas de mayor convocatoria fue la denominada “El futuro de las telecomunicaciones en la región” en la que destacadas autoridades gubernamentales y reguladores de la región se reunieron para debatir sobre la transformación digital de América Latina, sus políticas de telecomunicaciones, marcos regulatorios y grandes desafíos a enfrentar.

Jaime Bellolio, Ministro Secretario General de Gobierno de Chile; Omar Paganini, Ministro de Industria, Energía y Minería de Uruguay; Germán Rueda, Viceministro de Transformación Digital de Colombia, que asistió reemplazo de la titular de la cartera de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones Karen Abudinen; Ana Valero, Presidenta del Directorio de la Asociación Interamericana de Empresas de Telecomunicaciones (ASIET); Paola Bonilla, Comisionada de la Sesión de Comisión de Comunicaciones de la CRC de Colombia; y Rafael Muente, Presidente del Consejo Directivo del Organismo Supervisor de Inversión Privada en Telecomunicaciones (OSIPTEL) del Perú. El panel estuvo moderado por Virginia Cervieri, Socia Directora de Cervieri Monsuárez & Asociados de Uruguay.

Tras la presentación de la moderadora, hizo uso de la palabra Jaime Bellolio, Ministro Secretario General de Gobierno de Chile, quien habló de la importancia de avanzar con equidad y perspectiva de integración social en materia de telecomunicaciones, al tiempo que hizo foco en sus posibles usos en relación con el bien común. "El primer asunto que debe preocupar a un gobierno es que la llamada 4º Revolución Industrial sea un barco que, al zarpar, no deje nadie atrás", aseguró.
Al hacer referencia a la perspectiva de integración social de las políticas públicas de telecomunicaciones, reconoció que es necesario "buscar las maneras para que los beneficios que traen estas tecnologías lleguen absolutamente a todas las personas, sin importar su condición socioeconómica." Asimismo, sostuvo que "el problema que enfrentamos al no avanzar en esta equidad es la profundización de las brechas digitales, que pueden contribuir a acentuar otras brechas como las que se observan en el área educacional."
El Ministro Secretario General de Gobierno de Chile dijo que las innovaciones en telecomunicaciones son mejoras desde el punto de vista técnico que, en sí mismas, no son buenas ni malas. "Lo que marca una disrupción no es una tecnología en sí, sino el uso que le demos. Es por ello que, en paralelo al incentivo de los avances tecnológicos, debemos enforcarnos en el buen uso de esas tecnologías para contribuir a generar mayor cohesión social." En este sentido resaltó que, en términos regulatorios, el rol de los gobiernos es fundamental.
También hizo un llamado para no temerle al futuro y abordar el avance tecnológico con buenas políticas públicas, especialmente en lo que concierne a la expansión de la digitalización e integración de sistemas de la Inteligencia Artificial.
Puntualizó que uno de los retos estratégicos de cara al futuro es hacer una hoja de ruta de transformación digital. "En Chile, nuestra agenda digital actual está enfocada en la implementación de una red digital 5G de fibra óptica y creación de una superintendencia que tenga el doble rol de hacer políticas y fiscalizarla."

Omar Paganini, Ministro de Industria, Energía y Minería de Uruguay, expresó que estamos inmersos en un proceso de transformación muy profunda donde la tecnología digital ocupa un lugar central, provocando cambios significativos en las relaciones económicas y de producción. "La columna vertebral del mundo es nuestra tecnología digital y las telecomunicaciones. Es la clave de lo que marca esta 4º Revolución Industrial."
El ministro reconoció que en el marco de la pandemia, la tecnología digital ha sido un catalizador del trabajo y de la educación a distancia, así como de la telemedicina y del comercio electrónico. "Para un país pequeño e interconectado como el nuestro, fue clave para mantenernos en contacto con el mundo."
Paganini compartió con su par chileno que también ha sido un revelador de las brechas sociales y geográficas. "La pandemia dejó a las claras que en algunas zonas del interior teníamos serios problemas de conectividad, sobretodo a nivel móvil. De igual manera, la desigualdad se ha visto en las escuelas donde algunas pudieron pasar muy rápidamente a la virtualidad, mientras que a otras se la ha complicado por problemas de estructura familiar. Esto no hace más que plantear el desafío de la equidad y la integración en el acceso a la digitalización."
A la hora de abordar los desafíos de infraestructura en el corto plazo, dijo: "Vamos a implementar un plan nacional de conectividad para mejorar su relevamiento en las zonas rurales y lo queremos hacer aprovechando la licitación de la frecuencia de 5G que realizaremos durante el segundo semestre del año. Esto nos permitirá combinar el acceso a las frecuencias con el compromiso de inversión en determinadas zonas, y así poder cumplir con nuestro objetivo de tener el país 100% cubierto con alta conectividad móvil."
Por otra parte, destacó el rol de las industrias del software y de la producción audiovisual que van creciendo de la mano de los estímulos fiscales.

Germán Rueda, Viceministro de Transformación Digital de Colombia, hizo una presentación que tuvo como disparador una pregunta: ¿qué queremos lograr con el futuro de las telecomunicaciones? La propuesta expresada por el funcionario giró en torno a cinco ejes: conectar con sentido, generar equidad, reactivar la economía, fortalecer las comunicaciones e impulsar el talento digital.
Destacó las nuevas iniciativas como Hogares Conectados, Colegios Con Internet Gratis, Última Milla Móvil y Zonas Digitales, para que la conectividad llegue a las regiones de Colombia y así los ciudadanos puedan progresar a través de las oportunidades digitales.
Por otra parte, hizó hincapié en un programa lanzado recientemente por el Ministerio TIC con el que se busca beneficiar con internet y telefonía móvil gratis a estudiantes y a emprendendoras. “Podrán beneficiarse de nuestro nuevo proyecto de última milla móvil que llegará a cerca de 790 municipios priorizados del país”, señaló.
También puso de relieve el rol de los 24 centros de transformación digital empresarial creados por el ministerio público para potenciar a las empresas a través del uso estratégico de las tecnologías, que ya lleva casi 5000 empresas atendidas.

Ana Valero, Presidenta del Directorio de la Asociación Interamericana de Empresas de Telecomunicaciones (ASIET), aportó el punto de vista de los operadores de telecomunicaciones que aboga por alinear el trabajo entre los sectores público y privado.
"La pandemia ha puesto a prueba la capacidad de resistencia de las economías y de los países, algunos con confinamientos muy restrictivos. En ese marco, la relevancia del mundo digital ha sido fundamental". En este sentido, realzó las experiencias en áreas como educación, trabajo y medicina. Sin embargo, sostuvo que ese paso ha puesto de manifiesto enormes discrepancias.
"Hay sectores de la población y determinadas industrias que han estado mejor preparados para la digitalización, que se han visto menos impactadas y han podido mantener su actividad de una manera más estable durante la pandemia. Pero ha habido otras industrias y otros individuos que no han estado preparados para enfretar los retos y eso ha generado una agudización de las brechas". Al respecto, puntualizó que en Latinoamérica se ha visto muy claramente en el sector de la educación. "Muchos alumnos no han podido continuar sus estudios porque no tenían acceso a la conectividad, porque no tenían contenidos adaptados ni plataformas disponibles para continuar su educación."
Aseguró que este hecho tendrá un impacto muy importante en el aumento de brechas económicas y digitales. "Es un reto que seguimos enfrentando porque la pandemia no ha sido superada", al tiempo que indicó que esto otorga mayor relevancia al sector de telecomunicaciones, a la importancia de la digitalización y a la conectividad.
Afirmó que el proceso de la digitalización y su proceso de generación, que se produce en este entorno, también debería generar oportunidades para los países. "Estamos convencidos que la digitalización tiene que ser una herramienta clave para la mejora de la productividad de las economías de la región para recuperar la senda del crecimiento. Ahí nos encontramos con la oportunidad de si somos capaces de afrontar la digitalización de la manera adecuada, porque el principal reto que enfrentamos para avanzar en la digitalización pasa por atraer inversiones adicionales, que nos ayuden a acelerar los procesos”, enfatizó.

Paola Bonilla, Comisionada de la Sesión de Comisión de Comunicaciones de la CRC de Colombia, destacó la necesidad de contar con marcos regulatorios flexible, que estén adaptados a este nuevo cambio digital. "Precisamente con el tema de la pandemia, desde la Comisión Nacional de Regulaciones en un muy corto tiempo expedimos más de 24 medidas regulatorias, enfocadas principalmente a flexibilizar algunas reglas que estaban establecidas, tanto por el lado de los operadores como de los usuarios."
En ese orden de ideas, sostuvo que la convergencia no sólo ha traído la necesidad de actualizar los marcos regulatorios sino también los procesos, tanto internos del regulador como de cara a los usuarios en la prestación de los servicios. “Es importante centralizar los esfuerzos en un tema fundamental que se ha constituido en la CDR como un ADN en su forma de trabajar: un enfoque de mejora regulatoria e innovación”, definió.

Rafael Muente, Presidente del Consejo Directivo del Organismo Supervisor de Inversión Privada en Telecomunicaciones (OSIPTEL) del Perú, analizó en detalle la dinámica del mercado en el sector de telecomunicaciones y planteó sus planes a futuro.
"La conectividad es primer paso para la transformación digital, por ello desde OSIPTEL nos enfocamos en promover adecuados escenarios de conectividad para el país", remarcó.
Asimismo, señaló que "la óptima adopción de 5G requiere cuidar aspectos como el espectro radioeléctrico, un mayor despliegue de antenas, la construcción de una adecuada oferta comercial y calidad de servicio."  Declaró que Perú ya tiene productos relacionados a 5G, pero que "correpondería hacer un seguimiento tanto de estos productos como de slos próximos lanzamientos".
Finalmente, aseguró que la entidad que preside continuará con la incorporación de nuevas tecnologías en sus procesos de supervisión de calidad para reducir tiempos en la toma de decisiones.

Por Aldo Bianchi